viernes, 2 de mayo de 2008

ELLAS


Soy de la creencia que todo es superable en la vida, ellas no pensaron lo mismo y se rindieron , saltaron al vacio privandonos de su maravillosa literatura, porque escribir muchos podemos hacerlo, pero hacerlo bien muy pocos.

ALFONSINA STORNI pocos días antes de su muerte escribió "Voy a dormir", con aquel premonitorio "Voy a dormir, nodriza mía, acuéstame", que terminaba así:... Gracias. Ah, un encargo: si él llama nuevamente por teléfono le dices que no insista, que he salido...


A principios de 1941, el estado mental de VIRGINIA WOOLF es tan precario que su marido decidió marcharse de Londres e instalarla en su casa de Rodmell. El 29 de marzo de 1941 Virginia sale a dar un paseo hasta la orilla del río Ouse, se llena los bolsillos de piedras y se adentra en el agua para provocar, como le dijo una vez a una amiga suya, "la única experiencia que nunca podré escribir".


SYLVIA PLATH dos meses después de cumplir los 30 años, el 11 de febrero de 1963, deja a sus dos pequeños hijos -de tres y un año- dormidos, mete la cabeza en el horno y enciende el gas.Su último poema, 'Límite', comienza así:"La mujer alcanzó la perfección.


Su cuerpo muerto muestra una sonrisa de realización ALEJANDRA PIZARNIK El 25 de septiembre de 1972, la autora de "Extracción de la piedra de locura", mientras pasa un fin de semana fuera de la clínica psiquiátrica donde está internada, se toma cincuenta pastillas de Seconal.Pocos días antes había escrito:"Camina silenciosa hacia la profundidad la hija de los reyes."

Todas ellas convivieron toda su vida con la idea del suicidio al final terminaron cayendo en el,una verdadera pena pues nos privaron de su hermoso don.

10 comentarios:

Bruno Hahn dijo...

Es un misterio ese espacio donde dialogamos con nosotros mismos y jugamos la pulseada con el destino.
Muy bello post, Hatsue.
Te extrañábamos.

Napoleón Baroque dijo...

Estoy contigo, Gata.
Qué dificil debe ser la ronda de esos que no saben guardar un secreto y hacen de cualquier cosa una vidriera.

Tus predicciones son ciertas. Me enamoré. Y estoy muy bien. Es maravilloso ser correspondido, de aquél o de este lado del espejo.
Con ella no puedo hablar de literatura ni de cine, pero es angelical y me enloquece.

Pienso en el secreto de las mujeres. No sé cuál es, pero todas las que citas en tu post lo elevaron con sus escrituras.
Me lamento contigo que nos hayan privado de ellas.

Napoleón Baroque dijo...

Frente a tanto ridículo cotilleo y porno barato, tu post es una bocanada de aire fresco.

HATSUE dijo...

Hombre amigo Napo me alegro un monton de que tu luto haya pasado jaja.Soy mala ya lo sabes.En serio a ver cuando me la presentas pero ves era la que tenia que ser.Un beso amigo.

Gracias Bruno veo que estas influenciado por la pareja del momento que post tan tan jaja.Otro beso para ti.

Nimbo dijo...

Muy inspirado post.

Napoleón Baroque dijo...

Gatísima
Qué bien que haces en darnos aire en este ambiente soporífero de la secondblogósfera.

Laura dijo...

Genial el post! La cabecita tiene tantos caminos. Acabo de leer un libro que justamente hable un poco de esto, a lo mejor te lo has leído??
TOKYO BLUES de Haruki Murakami,
Un abrazo guapa!

Arwen dijo...

Pues si, una lástima que nos privaran de su arte. Ellas decidieron su camino.

Al menos, podemos disfrutar de lo que nos dejaron.

Besos

oyana dijo...

Elegir cuándo y cómo morir es un acto de valentía que solo pueden realizar unos pocos. Y es tal el miedo que nos produce la muerte que los suicidas han estado siempre proscritos o tratados de locos.

Es cierto que el que se suicida, de alguna manera, agrede al que queda pues, como tú dices, nos privan de su compañía, pero...siendo la muerte nuestro destino irrevocable, debemos aprender a vivir la vida. A VIVIR LAS VIDAS!

oyana dijo...

Elegir cuándo y cómo morir es un acto de valentía que solo pueden realizar unos pocos. Y es tal el miedo que nos produce la muerte que los suicidas han estado siempre proscritos o tratados de locos.

Es cierto que el que se suicida, de alguna manera, agrede al que queda pues, como tú dices, nos privan de su compañía, pero...siendo la muerte nuestro destino irrevocable, debemos aprender a vivir la vida. A VIVIR LAS VIDAS!